Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario, de acuerdo a sus hábitos de navegación. Si continúa navegando entendemos que acepta su uso. Puede consultar más información en la Política de Cookies.

Featured

Ventajas de los juegos de rol en el aula de ELE

Published: 7 de August de 2018

Los juegos de rol consisten en resolver un problema o enigma planteado por un moderador cuya participación en la actividad debe ser neutra. El enigma principal a resolver suele dividirse a su vez en varios menos sustanciales de tal forma que para llegar a la resolución final haya que descifrar previamente los primeros. Para poder resolverlos de forma satisfactoria el alumno aprendiz deberá tomar las decisiones adecuadas, antes de lo cual lógicamente se le plantearán algunas dudas razonables que le harán titubear en ciertos casos. Este juego ayuda al alumno a mejorar su capacidad de observación, análisis, toma de decisiones y resolución de problemas, pero sobre todo desarrolla enormemente su capacidad de comunicación al tener que exponer sus propuestas y decisiones ante el resto de la clase y ante el propio moderador, algunos serán sus aliados y otros no estarán de acuerdo con él.

Según las propias palabras del titular del asiento T de la Real Academia de la Lengua Española, Arturo Pérez Reverte:

“El juego de rol como tal, avanzado, consiste en un universo alternativo creado por la imaginación, donde la inteligencia, la inventiva, la capacidad de improvisación son fundamentales. Los juegos de rol bien planteados y dirigidos estimulan, educan y permiten ejercitar facultades que en la vida real quedan coartadas u oprimidas por el entorno y las circunstancias. La práctica de los juegos de rol proporciona a menudo aprendizaje, destreza, y una legítima evasión muy parecida a la felicidad”.

El principal escollo para los alumnos de ELE en este tipo de dinámicas radica en encontrar el vocabulario adecuado y preciso para poder expresarse correctamente y hacer entender a sus compañeros los motivos de sus decisiones. No se requiere un nivel experto ya que, independientemente del nivel del estudiante, este se verá en la tesitura de esforzarse al máximo para poder salir triunfante del ejercicio siendo imprescindible interactuar verbalmente con el resto del equipo que formen parte del juego, lo que contribuye inequívocamente al perfeccionamiento, progreso y mejora en el conocimiento de la lengua, en este caso la hispánica.

Se ha comprobado científicamente que este tipo de dinámica mejora ciertas aptitudes y desarrolla habilidades:

Creatividad: se fomenta al tener que desarrollar sus propias estrategias de juego e intentar adivinar las de sus contrincantes. Hay juegos en grupo que requieren del desarrollo de una estrategia común por parte de todo el equipo para ganar al contrario.
Impulsa la imaginación: los juegos tienen una estética, unas cartas, un tablero, etc., pero todo lo que va más allá hay que imaginárselo. El juego es una simulación de una aventura, una historia, etc. y los jugadores tienen que interpretar un papel para poder desarrollar dicho juego. 
Se desarrolla la seguridad del alumno para la toma de decisiones ya que en cada jugada se debe decidir qué hacer. Existen diferentes opciones por cada jugada y esto hace que el alumno tenga que sopesar las ventajas y desventajas de cada una de sus acciones y cómo repercutirán estas en el conjunto. Fomenta el trabajo en equipo y desarrolla las habilidades de comunicación en público.
Aumenta la empatía ya que el alumno tiene que ponerse en la piel del personaje y de los otros jugadores para tomar diferentes decisiones adoptando diferentes papeles.

La mayor desventaja reside en que algunos alumnos, los más introvertidos, puedan sentirse incómodos al verse forzados a participar en este tipo de juegos. Así mismo puede haber otros alumnos a los que les cueste realmente desarrollar la actitud necesaria con la que interpretar los papeles que requiere un juego de rol.

RECOMENDACIONES:

Domènec Bañeres, profesor en Cataluña y quien ha escrito libros sobre este tema, sugiere las horas de tutoría para llevar a cabo estos juegos, a poder ser en combinación con una hora de docencia para poder obtener el margen temporal apropiado ya que recomienda una hora y media como mínimo para poder realizar una actividad de este tipo.
Crear tus propios escenarios para jugar con temáticas de interés social o cultural para los alumnos, temáticas que puedan dar lugar a debates entre ellos con temas en los que estén interesados para que se impliquen totalmente en la actividad.

Te proponemos un par de ejemplos de juegos de rol para tus clases:

a) Los 6 sombreros para pensar: http://rolysimulacionenlaeducacion.blogspot.com/2010/10/ventajas-y-desventajas-del-juego-de-rol.html
b) 10 juegos diferentes para escoger el que más te guste para explicarlo y adaptarlo a tu propia metodología de enseñanza: https://www.eleinternacional.com/10juegos/

« Back to latest